La osteopatía es un enfoque holístico de la atención médica que se centra en la salud general de tu cuerpo. En lugar de concentrarse en enfermedades o dolencias específicas, observa cómo los sistemas de tu cuerpo están interconectados y cómo funcionan juntos.

La osteopatía se basa en el principio de que el cuerpo tiene la capacidad de sanarse a sí mismo. Esto se logra mediante la alineación correcta de la estructura del cuerpo, como los huesos, músculos, ligamentos y tejido conectivo, y el funcionamiento adecuado de sus diversos sistemas, como el circulatorio, nervioso y linfático. Los osteópatas utilizan sus manos para diagnosticar y tratar una amplia gama de problemas de salud, centrándose en la estructura y función del cuerpo.

Elige la ciudad en la que buscas el servicio

Para qué sirve la osteopatía

La osteopatía se puede utilizar para tratar una amplia variedad de problemas de salud. A menudo se utiliza para problemas musculoesqueléticos, como dolor de espalda, dolor de cuello y dolor en las articulaciones. Sin embargo, el alcance de la osteopatía va más allá de estas dolencias comunes. También se puede utilizar para ayudar en afecciones como el asma, las migrañas, trastornos digestivos e incluso problemas menstruales.

Además, es beneficiosa para aquellos que desean mantener una buena salud y prevenir problemas futuros. Los tratamientos osteopáticos regulares pueden ayudar a mantener la alineación adecuada del cuerpo, promover una buena postura, mejorar la circulación y aumentar el bienestar general. Es un enfoque proactivo para la salud que tiene como objetivo equilibrar el cuerpo y mantenerlo funcionando en su mejor estado.

La osteopatía también es adecuada para personas de todas las edades, desde recién nacidos hasta ancianos. Se puede utilizar para abordar problemas relacionados con el envejecimiento, como la artritis y problemas de equilibrio. Para bebés y niños, la osteopatía puede ayudar con afecciones como los cólicos, trastornos del sueño y problemas relacionados con el crecimiento y el desarrollo.

Cómo funciona la osteopatía

La osteopatía funciona centrándose en la estructura y función del cuerpo. Los osteópatas utilizan una variedad de técnicas para mejorar el proceso natural de curación del cuerpo. Utilizan sus manos para manipular la estructura del cuerpo, ayudando a restaurar el equilibrio y promover la salud.

En primer lugar, un osteópata realizará un historial médico completo y un examen físico. Evaluarán tu postura, movilidad y el estado de tus tejidos, articulaciones y ligamentos. También pueden realizar pruebas clínicas, como comprobar tus reflejos o tomar tu presión arterial.

Basándose en esta evaluación, el osteópata desarrollará un plan de tratamiento adaptado a tus necesidades. Esto implica una serie de tratamientos manuales, que pueden incluir técnicas como la manipulación de tejidos blandos, la articulación de las articulaciones y la osteopatía craneal.

El objetivo del tratamiento osteopático no es solo tratar tus síntomas, sino también identificar y abordar las causas subyacentes de tus problemas de salud. Este enfoque holístico ayuda a garantizar que los beneficios del tratamiento osteopático sean duraderos.

Cuánto dura un tratamiento de osteopatía

La duración del tratamiento de osteopatía varía ampliamente según la persona y la afección que se esté tratando. Algunas personas pueden sentir un alivio significativo después de una o dos sesiones, mientras que otras pueden necesitar tratamiento continuo durante varias semanas o meses.

En general, un tratamiento de osteopatía consta de varias sesiones. Cada sesión suele durar entre 30 minutos y una hora. El osteópata volverá a evaluar tu condición en cada visita y ajustará el plan de tratamiento según sea necesario.

Osteopatía: precio medio en España

En España, el costo del tratamiento de osteopatía puede variar ampliamente según varios factores. Estos incluyen la ubicación de la clínica, la experiencia del osteópata y la duración y complejidad del tratamiento. En general, puedes esperar pagar entre 40 € y 90 € por sesión.

Algunas pólizas de seguros de salud privados cubren el tratamiento de osteopatía. Debes verificar los detalles de tu póliza para ver qué está cubierto y si necesitas una derivación de un médico de cabecera.

Osteopatía: especialistas y clínicas recomendadas

Madrid

Blanca Manso Fajardo

Fisioterapeuta

(Rehabilitación física) Ver más
Calle del Camino del Cura 10, local B-12, Alcobendas
150 opiniones
Mostrar perfil
Carlos Batres Cruz

Fisioterapeuta

(Osteopatía) Ver más
Calle Maria de Molina 60, Escalera B, 1º izquierda, Madrid
210 opiniones
Mostrar perfil

Barcelona

Franklin Golay

Terapeuta complementario

(Osteopatía) Ver más
Carrer Gran de Gràcia 1, Barcelona
170 opiniones
Mostrar perfil
Elena Grifols Muñoz

Osteópata, Fisioterapeuta

(Osteopatía del deporte, Osteopatía tradicional, Osteopatía sacrocraneal, Osteopatía visceral, Traumatológica, Osteopatía, Terapias manuales, Readapatación deportiva) Ver más
Av. Europa 181, L'Hospitalet de Llobregat
376 opiniones
Mostrar perfil

Valencia

Luis Hernández Martí

Terapeuta complementario

(Osteopatía, Quiromasaje) Ver más
C/ Maestro Serrano, 11 (bajo), Mislata
86 opiniones
Mostrar perfil
Natalí Filippa

Fisioterapeuta

(Osteopatía) Ver más
Calle Calixto III Nº 8, PTA 3., Valencia
57 opiniones
Mostrar perfil

Sevilla

Clínica Samalea

Fisioterapeuta, Dietista nutricionista, Osteópata

, Podólogo, Psicólogo Ver más
Avenida de la Filosofía 24, Mairena del Aljarafe
206 opiniones
Mostrar perfil
Clinica Avalon Salud

Fisioterapeuta, Especialista en medicina del trabajo, Médico estético

, Médico de familia, Dietista nutricionista, Podólogo, Psicólogo, Traumatólogo Ver más
Avenida de Ramón y Cajal 9, Sevilla
8 opiniones
Mostrar perfil

Preguntas frecuentes

¿Cuáles son los beneficios de la osteopatía?

La osteopatía ofrece numerosos beneficios, tanto para condiciones de salud específicas como para la salud y el bienestar en general. Aquí tienes algunos de los principales:

  • Alivio del dolor: la osteopatía puede ayudar a aliviar el dolor y el malestar en varias partes del cuerpo, incluyendo la espalda, el cuello, las articulaciones y los músculos.
  • Mejora de la movilidad: a través del tratamiento manual, puede ayudar a mejorar la movilidad de tus articulaciones, reduciendo la rigidez y mejorando tu rango de movimiento.
  • Mejora de la circulación: el tratamiento osteopático puede ayudar a mejorar la circulación, promoviendo la curación y aumentando la salud general de tu cuerpo.
  • Mejora de la postura: puede ayudar a corregir desequilibrios posturales, reduciendo la tensión en tu cuerpo y ayudándote a moverte de manera más eficiente.
  • Alivio del estrés: al promover la relajación y mejorar la función de tu cuerpo, la osteopatía puede ayudar a reducir el estrés y promover una sensación de bienestar.


¿Cuál es la diferencia entre fisioterapia y osteopatía?

Si bien tanto la fisioterapia como la osteopatía son formas de terapia manual que tienen como objetivo aliviar el dolor y mejorar la función, existen algunas diferencias clave.

La fisioterapia se centra principalmente en la rehabilitación de lesiones y la mejora del movimiento y la función. Los fisioterapeutas utilizan técnicas como ejercicios, estiramientos y masajes para tratar una variedad de afecciones. Por otro lado, la osteopatía toma un enfoque más holístico. Los osteópatas ven el cuerpo como un todo y buscan identificar y tratar las causas subyacentes de los problemas de salud, en lugar de solo los síntomas. Utilizan una gama más amplia de técnicas manuales, que incluyen manipulación, estiramientos y presión suave.

Tanto la fisioterapia como la osteopatía pueden ser beneficiosas, y la elección depende de tus necesidades individuales y objetivos de salud.


¿Cuándo acudir a un osteópata?

Se recomienda acudir a un osteópata si tienes dolor o molestias persistentes que no han respondido a otros tratamientos. Esto podría incluir dolor de espalda, dolor de cuello, dolor en las articulaciones, dolores de cabeza o tensión muscular.

También puedes considerar la osteopatía si estás experimentando problemas relacionados con el movimiento, como dificultad para girar la cabeza, un rango de movimiento limitado en una articulación o problemas de equilibrio o coordinación.

Además, la osteopatía puede ser beneficiosa si estás tratando de mejorar tu salud y bienestar en general. Los tratamientos osteopáticos regulares pueden ayudar a mantener la alineación adecuada del cuerpo, mejorar la circulación y potenciar las capacidades naturales de curación de tu cuerpo.


¿Cuáles son las contraindicaciones de la osteopatía?

Si bien la osteopatía generalmente es segura y eficaz, existen algunas situaciones en las que puede que no se recomiende. Estas incluyen:

  • Ciertas afecciones médicas: como la osteoporosis, el cáncer o ciertos tipos de artritis, pueden ser contraindicaciones para el tratamiento osteopático.
  • Ciertos síntomas: si estás experimentando pérdida de peso inexplicada, fiebre o dolor agudo, debes buscar atención médica inmediata en lugar de tratamiento osteopático.
  • Ciertos medicamentos: como anticoagulantes o ciertos tipos de analgésicos, pueden interactuar con el tratamiento osteopático.

Siempre consulta a un profesional de la salud antes de comenzar cualquier tratamiento nuevo, incluida la osteopatía.


¿Qué tipos de osteopatía existen?

Existen varios tipos diferentes de osteopatía, cada uno con su enfoque y técnicas. Estos incluyen:

  • Osteopatía estructural: el tipo más común de osteopatía. Se centra en la estructura física del cuerpo y utiliza técnicas manuales para tratar problemas musculoesqueléticos.
  • Osteopatía craneal: se centra en los movimientos sutiles del cráneo y su conexión con el resto del cuerpo.
  • Osteopatía visceral: focalizada en los órganos internos, utilizando manipulaciones suaves para mejorar el funcionamiento de los órganos del cuerpo.

Cada tipo de osteopatía tiene sus propios beneficios y se puede utilizar para tratar una amplia variedad de afecciones de salud.


¿Qué técnicas utiliza la osteopatía?

La osteopatía implica una variedad de técnicas, que incluyen:

  • Manipulación de tejidos blandos: esto implica aplicar presión a los músculos, tendones y ligamentos para ayudar a aliviar la tensión, mejorar la circulación y fomentar la curación.
  • Articulación de las articulaciones: esto implica mover las articulaciones a través de su rango natural de movimiento para ayudar a mejorar la movilidad, aliviar el dolor y mejorar la función.
  • Osteopatía craneal: con manipulaciones suaves del cráneo para ayudar a aliviar la tensión y mejorar la función general del cuerpo.

Cada una de estas técnicas tiene sus propios beneficios y se pueden utilizar para tratar una variedad de afecciones de salud.

Preguntas sobre Osteopatía

Nuestros expertos han respondido 1 preguntas sobre Osteopatía

Las manipulaciones vertebrales si son de tipo estructural no son recomendable en caso de osteoporosis si esta < -2,5 , en caso de osteopenia no hay contra indicaciones particulares pero un…