Duelo - Información, expertos y preguntas frecuentes

El duelo es una reacción de tristeza debida a una pérdida de un ser querido. Debe considerarse patológico siempre y cuando su duración e intensidad no se correspondan con la pérdida sufrida. El duelo se compone de distintas fases, siguiendo la siguiente secuencia: negación, ira, negociación, depresión y aceptación. Durante el duelo se pueden sufrir episodios de llanto, dificultad para dormir y falta de productividad en el trabajo.

Expertos en duelo

Encuentra un experto en Duelo en tu ciudad:
Eva Perez Martin

Eva Perez Martin

Psicólogo

Lleida

Maribel Jiménez Jiménez

Maribel Jiménez Jiménez

Psicólogo

Granada

Maria Robles

Maria Robles

Psicólogo

Barca de la Florida, La

Josep Lluís Rus

Josep Lluís Rus

Psicólogo

Sabadell

Miriam Rivero García

Miriam Rivero García

Psicólogo

Las Palmas de Gran Canaria

Maximino Costales López

Maximino Costales López

Psicólogo

Avilés

Preguntas sobre Duelo

Nuestros expertos han respondido 24 preguntas sobre Duelo

Buenas tardes, siento mucho tu pérdida. Cómo dicen mis compañeros, la pérdida de un hijo o hija es uno de los duelos más dolorosos que podemos vivir.

Yo quiero decirte, no pasa…
6 respuestas

Hola.
Ante una pérdida significativa es normal sentir diferentes e intensas emociones. Van variando según el momento, y el punto en el que se encuentre el duelo. Podemos sentir tristeza,…
7 respuestas

En un proceso de duelo es habitual pasar por diferentes fases y sensaciones distintas. Lo importante es poder darle un hueco a la expresión emocional y aceptar el dolor como un compañero inevitable…
6 respuestas

Los expertos hablan sobre Duelo

Toda pérdida (de un ser querido, de un trabajo, de una ilusión, de un divorcio, de un amigo, de un cambio de país o de la transición que implican los cambios) conlleva un duelo para poder elaborar mental y emocionalmente el sufrimiento de aceptar lo que ya no se tiene. El proceso de duelo puede ser normal o patológico. El duelo patológico ocurre cuando resulta intolerable y casi imposible, aceptar y asumir esas pérdidas, quedándose las personas atrapadas en una situación de gran bloqueo emocional.

El duelo es el período de tiempo que se pasa cuando se pierde un ser querido y nos enfrentamos con una serie de sentimientos que muchas veces nos es difícil de gestionar. Se experimenta en diferentes etapas, Commoción, añoranza y busqueda, Desorganización y desesperanza, y Reorganitzación. (estas fases pueden o no aparecer). Con la terapia potenciamos los recursos internos que cada uno de nosotros disponemos en nuestro interior para poder hacer frente a la situación en que nos encontramos en estos momentos. Se trabaja sobre todo con EMDR para ayudar a procesar la situación traumática de la pérdida, Con hipnosis clinica y con EFT para equilibrar la energía.

Pilar Lluveras

Psicólogo

L'Hospitalet de Llobregat


Cuando hablamos de duelo nos referimos a la pérdida de una persona o situación que apreciábamos. Esto puede ocurrir porque fallece alguien importante para nosotros, pero también porque por ejemplo acaba una relación de pareja. En cualquier caso es normal que sintamos muchas emociones, dolor, impotencia y que aparezca un sentimiento de vacío. Muchas personas acuden al psicólogo cuando se hallan en un proceso de duelo, en estos casos la persona recibe el acompañamiento y apoyo que necesita para ir viviendo cada emoción que va apareciendo y así va elaborando el duelo, es decir, superándolo.

Una persona está atravesando un proceso de duelo cuando presenta: una desazón profundamente dolida, un estado afectivo triste. Hay una pérdida del interés por el mundo que lo rodea: no le interesa ir a trabajar, salir con amigos, estudiar, sólo le interesa aquello que recuerde a lo que ha perdido, y tiene afectada la capacidad de amar, y está Inhibida (bloqueada) para desarrollar cualquier otra actividad que no tenga relación con la memoria del muerto. El trabajo del duelo sólo se realizará progresivamente. Si consideras que estás necesitas un acompañamiento terapéutico para superar un duelo, ponte en contacto.

Anabel López

Psicólogo, Psicólogo infantil

Barcelona

Reservar cita

El duelo es el proceso de adaptación psicológica a una pérdida. Dicha pérdida puede ser por fallecimiento, pero también por ruptura sentimental, cambio de residencia... En consulta, en primer lugar es importante que la persona se sienta entendida y apoyada ya que un duelo es algo doloroso, y a partir de ahí ir progresando para que vaya aceptando dicha pérdida, se desahogue emocionalmente, adopte estrategias de afrontamiento y, poco a poco, aprenda a convivir con ello.

Paola Obrador Pellicer

Psicólogo

Palma de Mallorca

Reservar cita

¿Has perdido a alguien querido?¿Has roto con tu pareja?¿Sientes que no puedes dejar ir a esa persona? Experimentas mucha tristeza y añoranza, o enfado cada vez que piensas en tus seres queridos que se han ido?¿Has cambiado de casa recientemente? ¿Has tenido un aborto? El duelo forma parte de la vida, y tiene que ver con pérdidas afectivas o materiales. Estos cambios necesitan un proceso de adaptación. No todos los duelos necesitan psicoterapia. Los duelos que necesitan ser tratados son aquellos que después de un tiempo sentimos que no hemos superado ni digerido. Te ayudamos a procesar y atravesar el duelo de una forma sana.

Adriana Reyes Zendrera

Psicólogo, Psicólogo infantil

Barcelona

Reservar cita

Psicoterapia que solventa el malestar provocado en la pérdida por aspectos pendientes, elementos traumáticos, sentimientos perturbadores. Tratamiento método shec. Efectos inmediatos y permanentes.

Se trata de una situación que fue tan impactante para la persona y puso tal desequilibrio emocional que el cuerpo calloso bloqueó el paso de la información analizada por el Hemisferio Derecho Cerebral (Datos emocionales) hacia el Hemisferio Izquierdo (datos racionales más realistas) Esto provoca que aparezcan los recuerdos una y otra vez reviviendo las mismas emociones y sensaciones sin poder darles una respuesta racional que calmen eses malestar. Para resolverlo, utilizo una técnica llamada SHEC (Sincronización Hemisférica Cerebral). Es una técnica muy amable basada en neurociencias que resuelve los duelos, traumas, fobias,... en escasas sesiones (en ocasiones en una sola).

Un duelo es un proceso de despedida por la que pasamos cuando hay una pérdida importante. Durante este proceso, que varía según la persona, aparecen distintas fases/estados que son necesarias para concluirlo de forma sana. Es importante darle salida y expresar todo aquello que aparezca, la tristeza, el enfado, angustia, etc ya que nos permite dejar ir y avanzar en el proceso de duelo. La persona necesita sentirse escuchada y entendida, sin juicios, para sentir el apoyo emocional. Los duelos necesitan un tiempo para poder elaborarse y depende de la persona y cómo es de importante la pérdida. La persona siente que lo cierra cuando lo acepta plenamente y lo deja ir.

Sofía Gallurt Marcelo

Psicólogo

Chiclana de la Frontera


Se puede definir el duelo como el conjunto de emociones, pensamientos y conductas que aparecen ante la pérdida de algo o alguien que nos es querido; se trata de una respuesta normal y de adaptación del ser humano ante una pérdida importante. El objetivo es ayudar al paciente a que consiga hablar de la persona fallecida sin dolor, ello es un indicador de que el duelo ha terminado, y por supuesto evitar el duelo patológico. El duelo patológico sucede cuando hay ausencia de duelo o retraso en su aparición, o cuando hay un duelo excesivamente intenso y duradero. En estos casos, es aconsejable acudir a un especialista para recibir tratamiento psicológico.

Sebastián Garcia Moreno

Psicólogo, Psicopedagogo

Sevilla

Reservar cita

Los cambios que genera en muchos casos la muerte de un ser querido son abrumadores para quien los vive sin poder encajarlos con relativa "normalidad". En la terapia les ayudamos a poner orden a esos sentimientos encontrados de tristeza, soledad y rabia.

Julieta Araoz Castelli

Psicólogo, Psicólogo infantil

Majadahonda

Reservar cita

El duelo es un proceso complejo que no siempre es fácil de llevar y, a veces, se torna casi imposible por muchos elementos que se ponen en juego. Te puedo ayudar a procesar el duelo de una forma sencilla y, paso a paso, poder elaborar todo lo que te ancla y no te deja avanzar. En ningún caso procesar el duelo implica olvidar, sino que supone la posibilidad de recordar sin sufrimiento. Y eso, te lo garantizo, es posible.

La pérdida es algo connatural a la vida, sin embargo, en el modelo actual de sociedad, parece que debe ser experimentado en un formato muy concreto en cuanto a tiempo e intensidad, lo que suele llevar a sentimientos de culpabilidad, incomprensión, deseos de evitar el proceso.... Es importante darnos tiempo para sentir, para no juzgarnos, para elaborar las incongruencias, las emociones econtradas. En sesión generamos espacios en los que lo único importante es ser, sentir, más allá de los jucios, más allá de los convencionalismos, libres de expectativas y prejuicios y desde ahí aceptar y construir.

Jolanda Fernandez Ruiz

Psicólogo

Sant Quirze del Vallès

Reservar cita

Sobrellevar con la pérdida de un amigo cercano o un familiar podría ser uno de los mayores retos que podemos enfrentar. La muerte de la pareja, un hermano o un padre puede causar un dolor especialmente profundo. Podemos ver la pérdida como una parte natural de la vida, pero aún así nos pueden embargar el golpe y la confusión, lo que puede dar lugar a largos períodos de tristeza y depresión. Si siente que sus emociones le abruman o que no puede superarlas, quizás hablar con un psicólogo le podría ayudar con sus sentimientos y recuperar el rumbo para salir adelante.

Un duelo comporta dolor y aflicción por una pérdida que puede ser relacional, interpersonal, material o evolutiva. Superar el duelo no es una labor fácil. Influyen la personalidad, los antecedentes personales, el entorno y, en el caso de muerte o pérdida relacional, el vínculo. La ayuda psicológica facilitará la expresión de las emociones, la elaboración de la pérdida y en el caso de duelo por fallecimiento, aceptación y adaptación a un medio en el que el ser amado y la adaptación a un medio donde la persona querida ya no está. Una intervención profesional a tiempo evitará que el duelo se agrave y cronifique, a la vez que se hace una labor preventiva y protectora de cara a futuros duelos.

El duelo es un proceso que se pone en marcha ante una pérdida significativa a nivel afectivo y no unicamente por el fallecimiento de alguien: rupturas de relaciones (sentimentales, familiares, de amistad), pérdidas de salud, infertilidad, pérdidas de trabajo o de estatus social.... A pesar de que por sí mismo el duelo no constituye una patología ni un un problema mental, es cierto que la calidad de vida de la persona que transita por él se ve disminuida, afectando a casi todas sus esferas vitales (salud, relaciones sociales, intereses, motivación...). Es sin duda que por esta razón contar con el acompañamiento de un profesional de la salud facilita su buena elaboración.

Yolanda Pérez Luna

Psicólogo

Bilbao


La muerte de un ser querido es un duro trance ante el que no existe una reacción uniforme. Hay quien actúa como si nada hubiera pasado y hay quien se instala durante mucho tiempo en una fase aguda de depresión. Cuando perdemos a un ser querido, se inicia en nosotros de manera automática un proceso psicológico llamado “duelo” en el que se experimenta una serie de fases que atravesamos todos ante la pérdida. Cabe considerar que un proceso de duelo es cualquier tipo de pérdida significativa para la persona, es decir también se consideran procesos y duelo la finalización de una relación sentimental, la pérdida de un determinado estatus social y/o laboral un proceso de migración...etc

La muerte de un ser querido es siempre dolorosa. Es un trance que debemos pasar y las emociones que se experimentan son normales. Sin embargo, con ayuda psicológica podemos superar de forma más adecuada este momento que nos toca vivir. Además, a veces el duelo dura más de lo normal y parece enquistado en nosotros. Por lo que es necesario acudir al psicólogo. Por último, determinados duelos son complicados habitualmente por la forma en que sucedió el fallecimiento de nuestro familiar (era una persona muy joven, sucedió de un inesperado y/o el modo fue traumático). En este caso es recomendable acudir al psicólogo.

Los duelos son muy tratados en las consultas de psicología. Los duelos suelen ser muy diversos, siendo los más acentuados aquellos provinientes de pérdidas relacionales (el fallecimiento de una persona, o la ruptura con la pareja sentimental). En consulta se trabaja para expresar y solventar los sentimientos de ira, tristeza, culpa o abandono consecuentes a la pérdida, para que el paciente en cuestión pueda tener unos planes de futuro y pueda desarrollar unas herramientas de manejo para renovar antiguas relaciones y establecer nuevas, así como un plan de vida con ilusión y optimismo. Solucionando el duelo y evitando que el duelo acabe cronificándose y siendo un "duelo patológico".

Cuando sufrimos una pérdida, del tipo que sea (muerte de un familiar, pérdida de un amigo, ruptura sentimental, cambio de país, etc.) necesitamos pasar un proceso de duelo, para poder vivir tranquilos con esa pérdida incorporada en nuestras vidas. En muchas ocasiones este proceso lo podemos realizar solos sin ayuda, pero ¿cuándo sería recomendable acudir a un psicólogo? cuando no seamos capaces de elaborar esa pérdida y muestro malestar sea intenso. Cuando no podamos pasar página y ese dolor se haya quedado "enquistado", como si viviéramos en el pasado en vez de poder disfrutar del momento presente. Cuando no podamos darle significado a la pérdida y la tengamos constantemente en la cabeza.

Elisa Sancha Aranda

Psicólogo, Psicólogo infantil

Madrid

Reservar cita

El duelo por la pérdida de una persona querida nos conecta con el vacío más profundo que podamos imaginar.De ése vacío tan profundo surgen dificultades y dudas que nunca antes nos habíamos cuestionado. El consuelo nos ayuda a soportar el dolor de ésa pérdida, no la repara ya que es irreversible. Todo proceso de duelo tiene su tiempo y etapas, si lo deseas te acompaño a recorrerlas. Dicen que el tiempo lo cura todo, y es cierto: siempre que hagas algo con ése tiempo. Sino.....tan sólo acumulamos malestar.

El Duelo es un proceso natural que comparte signos y síntomas con cuadros de ansiedad y depresión. Las características de cada proceso vienen marcadas según hayan sido las circunstancias de la pérdida, mi vínculo con el fallecido y mis estrategias de afrontamiento e inteligencia emocional. Fomentamos la psicoeducación, no medicalización, ni patologizar un proceso natural. Conocer las características de estos procesos te ayuda a metabolizar la pérdida y poder identificar lo que tiene que ver, o no, con el proceso. Te facilitamos herramientas sencillas para ti, hoy, aquí y ahora. El duelo es un proceso, requiere tiempo. Cada duelo es único, personal e intransferible.

Pilar Sanz Sarmiento

Psicólogo, Psicólogo infantil

Madrid

Reservar cita

Freud en Duelo y melancolía propone un "trabajo de elaboración" para el duelo, que implicaría atravesar por diferentes momentos que culminarían con la "sustitución" del objeto perdido. Bauab (2001) también nos habla de los duelos detenidos en su tiempo de elaboración, que empujan al sujeto a lo sacrificial, a postergar, a no poder avanzar en la senda de sus deseos, a boicotearse. Son expresiones de esto el humor depresivo, la inhibición generalizada, abulia, desinterés marcado por todo lo ajeno al objeto perdido, manifestaciones que les otorgan a los duelos matices melancólicos, pudiéndose dar trastornos alimenticios (bulimia, anorexia), adicciones, etc.

El duelo se define como el proceso psicológico para elaborar la pérdida significativamente emocional para alguien (un trabajo, la pérdida de una casa, de un amigo, de un hijo que se independiza y generalmente, hablamos de proceso de duelo cuando la pérdida es para siempre, a veces debido a una separación, un divorcio etc. Y más concretamente, a la muerte de un ser querido.

Nerea Benito Lasa

Psicólogo

Donostia-San Sebastian

Reservar cita

En nuestra sociedad no es común hablar del duelo, ni del dolor, ni de la muerte. Vivimos de espaldas a esta realidad mientras podemos y s´ólo nos enfrentamos a ella cuando ya es inevitable. El desconocimiento hace que reaccionemos frente al duelo de una forma intuitiva, que la mayoría de las veces no es la más sana. En ocasione el duelo se detiene, se bloque o se complica.

El fallecimiento de personas cercanas a las que queremos es una situación por la que todos, en algún momento de la vida, tendremos que pasar. Es un suceso normativo. Pero en ocasiones la muerte de una persona cercana hace que se tambalee nuestra salud psicológica, ya sea por la circunstancias del fallecimiento, por la relación( cordial o no tan cordial) que nos unía a la persona fallecida, o por nuestro estado emocional. El acompañamiento psicológico durante el proceso de duelo debe ser el tratamiento de elección para evitar duelos inconclusos o futuros problemas.

Goretti Rodríguez

Psicólogo

Santiago de Compostela

Reservar cita

Tratamiento combinado, des de la Psicoterapia y la Musicoterapia aportando así al paciente un trabajo no solo des de la palabra sino también des de la herramienta musical que ayuda a desbloquear y tomar conciencia de las emociones vinculadas al duelo y el mundo interno. Así mismo se utilizan herramientas de relajación des de el uso de la voz la respiración y el canto terapéutico.

Cristina Villafranca Garreta

Psicólogo, Psicólogo infantil

Barcelona


El duelo es un proceso mental de intensidad y duración variable por el que pasa un individuo que sufre una pérdida (una persona querida, también se da hacia mascotas que han sido muy queridas). En sí mismo, el duelo es un proceso normal que cumple una función adaptativa: ayudarnos a asimilar la pérdida y aprender a vivir sin la persona que se ha ido. Superar el duelo por la muerte de un ser querido es uno de los mayores retos a los que todos nos enfrentamos en nuestra vida.

Ángela Martínez

Psicólogo, Psicólogo infantil

Santander


La vida es un proceso de cambio. Lo único cierto es el cambio. Y aquí llega la pérdida. Todas las personas nos enfrentamos a perder algo o alguien en determinados momentos del ciclo vital. Las emociones que se remueven en los procesos de duelo pueden ser intensas y dolorosas. Como la rabia, la culpa, el miedo y, especialmente, la tristeza. Ser capaz de gestionar estas emociones y procesos de forma saludable traerá muchos beneficios psicológicos y emocionales. Esto es lo que se consigue en la terapia de duelo.

Juan Del Valle

Psicólogo

Torrelodones


Durante el transcurso de la vida sufrimos frecuentemente pérdidas que nos generan duelos. Como la muerte de un ser querido, separaciones, pérdida de salud, del trabajo, del hogar... Estos duelos son naturales y adaptativos, nos ayudan a adaptarnos a la nueva situación. Pero a veces, los duelos se pueden complicar, alargándose más o viviéndose con mucha intensidad. La persona siente una pérdida del interés por el mundo que lo rodea y por cosas que antes le gustaban, le cuesta expresar la emoción y puede sentirse perdido. La terapia del duelo acompaña durante este proceso y ayuda a que sea adaptativo, sintiendo las emociones, aceptándolas y ayudando a la adaptación de la nueva situación.

Cristina Noya

Psicólogo

Cerdanyola del Vallès

Reservar cita

El duelo es una de las experiencias más dolorosas y desgarradoras provocada por la pérdida de un ser querido. Está presente cuando perdemos a quien queremos y sentimos su ausencia, es entonces cuando aparece el dolor que aunque no lo parezca, es algo natural y forma parte del proceso de adaptación, es un período de aprendizaje. Mi propuesta es ayudar, con psicoterapia, a superar las distintas fases del duelo. Afrontar éste hecho, con entereza y amor nos hace crecer como humanos y ser mejores.

Concepció Bardolet Casas

Psiquiatra

Palma de Mallorca

Reservar cita

A lo largo de la vida, estamos continuamente atravesando duelos, esa sensación de pérdida sin posibilidad de reparación. No siempre tiene por que ir ligado a la muerte, puede tener distintas causas: la pérdida de la salud, separación de la pareja, perdidas de trabajo o económicas. La frase “el tiempo lo cura todo” es muy popular y bien cierto es, que para volver a un equilibrio normal y poder minimizar el ese dolor y la tristeza. se necesita tiempo. Pero no solo tiempo, hay que vivir un proceso, superar distintas etapas y evitar la aparición de comportamientos patológicos. Si te ves superado y empiezas a sentir una ruptura de equilibrio físico a psíquico, acude a un profesional.

Tarde o temprano todos pasamos por una experiencia de duelo. Después de una pérdida nos enfrentamos a una vida que no se detiene, pero nosotros necesitamos detenernos, coger fuerzas y volver a caminar resituando en nuestro día a día a aquella persona que nos falta, o aquello que hayamos podido perder. No puedo quitarte el dolor de la pérdida, pero puedo ayudarte a que vuelvas a ponerte en marcha. Evaluando si estás dejando de hacer cosas que te gusten o sean importantes para ti, detectando y cambiando pensamientos negativos sobre el futuro, afrontando aquellos asuntos que hayan podido quedar abiertos. En definitiva acompañándote en este proceso.

Entendiendo la pena y el pesar en profundidad, creo en la necesidad de atravesar el duelo para liberar al paciente de la pena paralizante y para permitirle que continúe con su vida. En la práctica, esto implica lo siguiente: * Permitirse llorar. * Hablar sobre la pérdida, el dolor que produce y qué se supone que esa pérdida va a representar en la vida. * Hablar de la persona que se ha perdido y sobre experiencias compartidas. * Poder expresar cualquier tipo de sentimientos hacia la persona perdida. * Expresar con libertad cualquier culpa que sienta hacia la persona perdida, incluso la culpa de no haber hecho lo suficiente para salvarla. * Recibir apoyo durante todo el proceso de duelo.

Estamos acostumbrados a asociar el concepto de duelo con la muerte y es correcto, en parte. Este proceso no sólo se refiere a la pérdida por la muerte física de algún ser querido sino que hace referencia a todas las emociones que se ponen en marcha ante una pérdida (ruptura de una pareja, pérdida de un trabajo, el distanciamiento con una amistad, un cambio de lugar de residencia, etc.). Cuando sufrimos una pérdida, aparece la tristeza y está bien que así sea, hay momentos en los que toca estar triste; ahora bien, si tenemos dificultad para gestionar esta tristeza, si el dolor se vuelve insoportable podemos contar con apoyo profesional para atravesar esta etapa.

Cada duelo es único y personal como también será la forma de expresarlo. El problema está cuando alguien no resuelve adecuadamente y siente que no consigue seguir su vida. Tratamos los duelos por separación o divorcio para que gradualmente se establezca de nuevo el equilibrio, para favorecer la comprensión y aceptación y facilitar la predisposición a considerar una nueva relación. En centro Plenium tratamos los duelos por muerte de un ser querido para que gradualmente se establezca de nuevo el equilibrio, expresando sentimientos y desensibilizando los recuerdos perturbadores relacionados con la muerte, para favorecer la comprensión y aceptación y facilitar así que recuperes tu vida.

Táchira López Gómez

Psicólogo

Mairena del Aljarafe

Reservar cita

El duelo es una experiencia estresante por la que pasamos todos en algún momento de nuestras vidas. Se caracteriza por ser una serie de sentimientos, a veces descontrolados, que requieren un tiempo para ser aceptados. Durante las diferentes etapas del duelo, la persona debe ser participe de los cambios e ir avanzando, a su tiempo. El problema surge cuando la persona se queda atascada en una fase y no puede ir cerrando etapas. Es tratamiento consiste en desbloquear aquello que impide avanzar y acompañar en el proceso para facilitar esa adaptación.

Henar Campos

Psicólogo

Málaga

Reservar cita

El duelo es una de las experiencias más duras por las que pasamos durante nuestra vida. Éste sucede cuando sufrimos una pérdida como perder un ser querido, romper una relación, o perder un trabajo. Muchas veces superar esta situación uno mismo, puede ser complicado y es por eso que nuestra ayuda puede aportar el apoyo y herramientas para que la persona sepa y entienda por qué fases está pasando y cuál es la mejor forma de vivirlas y gestionarlas.

Ylenia Regales Mecinas

Psicólogo

Cerdanyola del Vallès

Reservar cita

El duelo es un proceso normal después de una perdida; no obstante hay duelos patológicos, o bien porque se extienden en el tiempo o bien porque no se consigue atravesarlos; en estos casos hay que ver el motivo de la dificultad o imposibilidad; cuales son los obstáculos que están impidiendo el proceso normal del duelo. Casi siempre es una dificultad de despedida.

Enrique Cortes

Psicólogo

Alicante

Reservar cita

En el transcurso de la vida sufrimos situaciones de pérdida que nos producen mucho sufrimiento, como la muerte de un ser querido, una separaciòn o la pérdida de nuestra salud. En momentos así, cada persona siente y expresa su dolor de forma diferente. Según lo que represente para cada uno lo que ha perdido, reacciona emocionalmente de una forma u otra. Muchas veces expresamos fácilmente lo que sentimos, pero otras veces, el shock emocional es tan fuerte que nuestra mente se bloquea impidiéndonos sentir la tristeza o la rabia que acompaña a los procesos de duelo, provocando una depresión enmascarada que habrá que tratar.La terapia facilita el proceso de duelo y el bienestar emocional.

Nuria Gou

Psicólogo

Barcelona

Reservar cita

El duelo es un proceso espontáneo al que todos, tarde o temprano, nos enfrentamos tras una pérdida. John Bowlby estudió el comportamiento de las personas, y sobre todo de los niños, ante una pérdida afectiva y desarrolló su teoría del Apego, de donde parte el modelo de trabajo de Psicoterapia Humanista Integrativa que sigo para acompañar este proceso a nivel emocional profundo.

Cristina Melo Perez

Terapeuta complementario

Valladolid

Reservar cita

El Duelo Terapéutico se trabaja no sólo cuando ha fallecido un ser querido. También podemos vivir limitados por la pérdida de un trabajo, por el cambio de vivienda, de ciudad, de país, de pareja, de etapa de vida, de profesión,... Ciertos cambios suponen pérdidas y si éstas no se trabajan adecuadamente podemos vivir con la añoranza y fantasía y sentirnos a medio gas impidiéndonos hacer apegos con lo que la vida nos puede estar trayendo: nuevas experiencias, personas y circunstancias que, sabiéndolas aprovechar, pueden aportarnos valor y sentido a nuestra propia persona, sin tener que decir adiós para siempre al pasado. El Duelo Terapéutico es una gran ayuda.

Rocio Martín Morro

Psicólogo, Psicólogo infantil

Sevilla


En los casos de duelo suelo aplicar la terapia de aceptación y compromiso. Esta terapia existencial se basa en que el sufrimiento va inherente con la vida. El objetivo de la terapia es transitar exitósamente este sufrimiento. Se trabaja con el paciente para que éste amplíe y cambie su visión de la vida y su pérdida. En este sentido el terapeuta ofrece esa experiencia al paciente y se involucra personalmente con una visión de la terapia. El reto del terapeuta es demostrarle al paciente que si no ha podido controlar sus pensamientos, sentimientos, sensaciones y emociones, no es porque no sepa el truco o le pase algo malo, sino que es porque no está en su mano.

Cerrar etapas, pasando por los diferentes momentos del duelo. Generar una despedida. Adaptación a una vida distinta con la ausencia.

Concha Gallego Peruga

Psicólogo

Valencia


El duelo es un proceso que implica superar una pérdida por muerte, separación o otro, de algo signifitavo (familiar, pareja, empleo, salud, situación vital, etc). A veces esa pérdida es tan dolorosa que la persona se resiste a aceptarla o le es muy difícil. La terapia del duelo va dirigida a ayudar a hacer este proceso de una manera sana, en el que se pueda resignificar esta pérdida, para que al final la persona pueda continuar su vida sintiendose bien a pesar de que el otro no esté.

Anna Quintana

Psicólogo

Barcelona

Reservar cita

Earl Grollman decía:"El duelo no es un trastorno, una enfermedad o una muestra de debilidad. Es una necesidad espiritual, emocional y física, es el precio que pagamos por amar. La única cura que existe para el duelo, es vivir el duelo". Ante una pérdida, una separación o evento crítico que suponga cambios y transformaciones, pueden desencadenarse una serie de síntomas expresados de diversa forma e interfiriendo de tal manera que pongan en riesgo de salud una situación personal, familiar y social. La precipitación de ciertos acontecimientos precisa de reajustes para poder adaptarnos a la situación actual, e incluso pueden suponer el ser conscientes de aspectos omitidos previos al duelo.

El Duelo es el proceso de adaptación emocional que sigue a cualquier pérdida (pérdida de un empleo, pérdida de un ser querido, pérdida de una relación). Es una respuesta normal en las que se desarrollan las emociones que una persona siente ante una pérdida. Cinco fases de duelo: - Fase de negación. - Fase de negociación con la realidad. - Fase de depresión. - Fase de la ira. - Fase de la aceptación.

A. Albiach González

Psicólogo, Psicólogo infantil

Valencia

Reservar cita

Hay diferentes procesos de duelo, segun la pérdida que suponga. En general, se habla de éste como un progresivo camino de elaboración y aceptación de una pérdida significativa, un ser querido que ya no estará para nosotros, en nuestra vida. Está, además, otro aspecto importante; poder elaborar el profundo cambio que supone no ser ya más para esa persona lo que fuimos. Ese lugar que ocupamos, eso que somos para el otro y que, a partir de su desaparición, ya no seremos más. Poder elaborar esa doble pérdida, aceptarla para que surjan otras posibilidades, otros deseos sin que ello implique el olvido (puede surgir, incluso, un sentimiento de "traición") es el objetivo del proceso de duelo.

Las pérdidas significativas que experimentamos a lo largo de nuestro camino vital son vivencias muy dolorosas y difíciles de digerir, aceptar y superar. Que una relación de pareja se acabe, la muerte de unos padres y otros familiares, la pérdida de un trabajo, la pérdida de la salud, etc. Todos alguna vez en la vida hemos tenido pérdidas y las hemos sufrido, porque duelen. En terapia, se realiza un acompañamiento de la persona que está atravesando por un momento de pérdida. Se ofrece un espacio donde poder hablar de lo ocurrido, expresar emociones sin bloquearlas, gestionar la tristeza, la rabia y la culpa, abordar asuntos inconclusos y despedidas con la persona que ya no está...

Andrea Picó Alonso

Psicólogo

Valencia


El duelo es el proceso de adaptación emocional que sigue a cualquier pérdida (pérdida de un empleo, pérdida de un ser querido, pérdida de una relación, etc.). Aunque convencionalmente se ha enfocado la respuesta emocional de la pérdida, el duelo también tiene una dimensión física, cognitiva, filosófica y de la conducta que es vital en el comportamiento humano y que ha sido muy estudiado a lo largo de la historia. En la actualidad se encuentra en discusión el tema de si otras especies también tienen sentimientos de duelo como los seres humanos, y en algunas de ellas se han observado comportamientos peculiares ante la muerte de sus congéneres.

¿ Por qué es importante saber decir adiós? ¿ Qué tal te llevas con el sufrimiento? Para nadie es fácil llevarse bien con el dolor, el dolor de una perdida es devastador, y no existe fórmula mágica para gestionarlo, ni tampoco otras emociones que surgen como la rabia, la culpa, el miedo....la frustración.... Quedarnos "atascados" con ciertas emociones o pensamientos más tiempo del necesario, solo nos va a producir mas sufrimiento. Por eso el acompañamiento ante un proceso de duelo consiste en facilitar a la persona el aliviar el peso y la gran carga emocional que supone, gestionar las situaciones nuevas tras la pérdida y agilizar el proceso para una mejor adaptación a la situación.

Zara Sanchez Nieto

Psicólogo, Psicólogo infantil

Madrid

Reservar cita

Las pérdidas en nuestras vidas suponen uno de los más duros golpes que debemos afrontar, seguir adelante se vuelve en ocasiones insoportable. Mi objetivo es ofrecerte asesoramiento, apoyo y acompañamiento en este duro momento, favoreciendo la libre expresión de pensamientos y sentimientos así como una adecuada elaboración de la pérdida.

Laura Portabales

Psicólogo

Madrid


El duelo es una respuesta natural ante la pérdida de una persona con la que teníamos un vínculo afectivo. Es un proceso natural que no hay que evitar. Pero en algunas ocasiones, puede dar lugar a un duelo complicado, que ocurre cuando la persona se siente desbordada por la situación, recurre a conductas perjudiciales, el dolor y su intensidad se prolongan excesivamente en el tiempo y la persona sufre una invalidación de su vida diaria. Bajo mi punto de vista, es muy importante la calidad de vida de la persona que sufre el duelo, su autoestima, sus apoyos sociales, disminución del estrés, ayudar a la expresión de sus emociones y a reajustarse después de la pérdida.

Ricardo Pérez Tomé

Psicólogo

Madrid


Cuando hablamos cotidianamente de la palabra “duelo” la mayoría de las veces viene asociada en nuestra cabeza a la palabra “muerte”. Está claro que el proceso de duelo va precedido por una pérdida, que en muchas ocasiones se produce tras la muerte de un ser querido pero que en otras muchas está ligada a la pérdida de un objeto relacional al que nos unía un fuerte vínculo. El proceso que se pone en marcha ante la pérdida de un ser querido también funciona cuando sufrimos otro tipo de pérdidas como puede ser: una separación de pareja, la ruptura de una amistad, perder el trabajo, la necesidad de emigrar del país de origen, etc.

El Duelo es el proceso por el que todas las personas pasamos tras una perdida. Durante este proceso se pasan por distintas etapas: Negación Ira Negociación Depresión Aceptación Cuando el Duelo no se resuelve puede acabar causándonos distintos trastornos del espectro Ansioso-Depresivo. En cada etapa hay unas "tareas especificas" que hacer. Mi labor como Psicoterapeuta es ayudarte a ir llevando a cabo con éxito estas tareas para que el Duelo no se enquiste. Decimos que un Duelo está resuelto cuando la persona logra reubicar dicha perdida en su historia de vida sin que esto le provoque el dolor que le generaba en el inicio.

Por duelo entendemos el cursar una etapa de tristeza generada por una pérdida: la de un familiar, pareja, amigo, mascota, un puesto de trabajo, trasladarse a vivir a un lugar nuevo etc. Siendo el fallecimiento del ser querido sin duda uno de los acontecimientos más dolorosos por el que se puede atravesar. Se trata de un proceso cuya duración y efecto dependen de cada persona. Factores de personalidad, así como experiencias previas en la pérdida de seres queridos, el vínculo con el fallecido, el carácter de la muerte y el apoyo social percibido intervienen en la superación del proceso de duelo y provocan que cada cual lo viva de una forma determinada.

Las personas podemos experimentar dolor o vivir como una pérdida diferentes situaciones: muerte de un ser querido, el cambio de trabajo, quedarse en el paro, cambiar de casa, la independencia de los hijos, etc. Por regla general, las personas superamos por nosotras mismas estos duelos. Pero hay personas que viven estas pérdidas de una forma más angustiosa que les interfiere en su vida cotidiana y les hace plantearse su vida pasada, presente y futura. Es en estos casos de duelo complicado en los que está aconsejada realizar una terapia psicológica. La terapia cognitiva de Aceptación y Compromiso es la más adecuada para trabajar el duelo o duelos complicados, complementada con otras técnicas.

María Filgueira Pérez

Psicólogo

Madrid


Si atraviesas una etapa de duelo, ya sea por separación, divorcio o fallecimiento de un ser querido, debes saber que existe técnicas que se trabajan en terapia para superarlo. Te ayudaré a identificar esos miedos que te bloquean para aprender a gestionarlos y, finalmente, superarlos. Prueba sin compromiso una primera sesión gratis y te daré un primer feedback que seguro te es de mucha ayuda.

Ana Ruano

Psicólogo

Valladolid


El duelo es un proceso normal por el que todo el mundo pasa cuando sufre una pérdida. Cada duelo es único y puede aparecer ante distintas situaciones (fallecimiento de alguien querido, pérdida de trabajo, ruptura de pareja o cambio de casa, entre otras) El paso del tiempo es necesario para poder integrar emocionalmente la nueva situación, para adaptarnos y asimilar lo que ha ocurrido. A veces el tiempo pasa y seguimos enquistados en el dolor, tenemos sentimientos de culpa, ira contenida o directamente, no llegamos a asimilar la pérdida. En este caso el duelo puede volverse complicado, necesitando el asesoramiento de un profesional.

Gema Valenzuela Simón

Psicólogo

Las Rozas de Madrid

Reservar cita

Es una experiencia especialmente dolorosa y personal (cada individuo tiene su legítima manera de vivirlo) . Aunque habitualmente se asocie al afrontamiento de la muerte de un ser querido, se produce en general en las situaciones en las que percibimos una pérdida: ruptura de un relación, cese laboral, cambios en la salud o en las capacidades, etc. Se distinguen distintos tipos de duelos y fases dentro de cada uno. Y si bien cada persona lo vivirá a su manera, la Negación de la realidad es habitualmente la primera fase, así el sufriente reduce la severidad del momento. Al no poder eludir indefinidamente los hechos, luego se sucederán las siguientes fases, siendo la última la Aceptación.

Marina Alba Salvador

Psicólogo

Majadahonda


El duelo es el conjunto de procesos psicológicos y psicosociales que se generan como consecuencia de una pérdida afectiva. En general, el término “duelo” se vincula con la pérdida de personas queridas, con la muerte, como decíamos antes. Pero no es sólo eso…también se produce un duelo ante un fracaso personal, ante las separaciones o rupturas interpersonales, la pérdida de un lugar de trabajo o del interés por el trabajo, la pérdida de una ideología, de unas esperanzas, etc.

Grecia De Jesús

Psicólogo, Psicólogo infantil

Madrid

Reservar cita

El duelo es el proceso que vivimos ante la pérdida de un ser querido o de cualquier otra cosa que fue muy importante para nosotros (una pareja, un trabajo…) y que ya no tenemos. A menudo, aunque resulte muy duro al comienzo, transcurre espontáneamente sin que tengamos que hacer nada en particular para superar esa perdida, pero en otras ocasiones nos quedamos bloqueados, las emociones nos inundan y se hace difícil continuar con nuestra vida. El proceso de duelo es un camino en el que la persona necesita desahogar sus emociones (su tristeza, su rabia, su miedo…), compartir sus sentimientos e ir aceptando esa pérdida, para retomar su vida y poder vincularse a nuevas personas o cosas.

Sara Garzarán

Psicólogo

Las Rozas de Madrid


Voy a seguir viviendo. Sobre las pérdidas. El duelo es un concepto muy amplio. Es una reacción personal que aparece ante una pérdida (concepto igualmente amplio).Asimismo, la pérdida de un ser querido es un proceso difícil y doloroso que se expresa de distintas maneras en cada persona y que puede encontrar diversas manifestaciones en la misma persona en diferentes momentos de su vida. En la naturaleza de la pérdida tenemos que entender un aspecto importante del sufrimiento. Por un lado, nos tenemos que adaptar a la ausencia del ser querido. Por otro, una parte del dolor que sentimos es por nosotros mismos, por nuestra propia sensación de malestar, por sentirnos abandonados, por no poder seguir.

Beatriz Villagrasa García

Psicólogo

Rincón de la Victoria

Reservar cita

Tarde o temprano todos nosotros, durante nuestro recorrido vital, nos adentraremos ante un proceso de duelo. Una pérdida personal, laboral, una situación vital compleja ante la que nos sentimos indefensos son causas comunes de un proceso de duelo. El duelo hay que pasarlo, pero es importante dejarnos acompañar por las personas adecuadas para transitarlo y evitar que se enquiste, entre estas personas puede incluirse un profesional de la psicología en caso de que notemos que nos resulta complicado solventarlo por nosotros mismos.

Paco Gázquez Rodríguez

Psicólogo

Palma de Mallorca


La palabra duelo procede del latín (dolus) y significa dolor. Por tanto, es un proceso inevitablemente doloroso, por el que pasa una persona cuando sufre una pérdida. Nos enfrentamos a un proceso de duelo cuando fallece un ser querido, cambiamos de trabajo, nos mudamos de casa, nuestros hijos crecen, perdemos un objeto con valor sentimiental, etc. Hablamos de duelo patológico cuando se trata de un duelo no resuelto Por ello, durante la terapia se trabajarán las siguientes tareas: I. Aceptar la realidad de la pérdida; II. Expresar emociones asociadas a la pérdida; III. Adaptarse a un medio en el que el fallecido está ausente; IV. Recolocar emocionalmente al fallecido y seguir viviendo.

Siempre que hablamos de duelo nos referimos a una pérdida, ya sea de una persona, de una parte del cuerpo, de un lugar, etc. Elaborar el duelo implica un proceso de reconocimiento emocional, de identificación del objeto perdido y de intentar encontrar el rol dentro de esta nueva realidad en la que el doliente se encuentra inverso.

Eugenia Juarez Martin

Psicólogo, Psicólogo infantil

Barcelona


Cuando vivimos un pérdida iniciamos un proceso de duelo. Solemos entender el duelo como el proceso que vivimos cuando fallece un ser querido. Así mismo este proceso se inicia con también en la vivencia de un desamor, con alguna pérdida vital y de salud. El duelo se caracteriza por vivir una serie de etapas para poder ajustarnos a la nueva realidad: negación, ira, tristeza, aceptación y reconstrucción. Estas fases las vivimos todos ante los cambios. ¿Cuándo se necesita ayuda? Cuando nos hemos paralizado en una de las fases produciendo un enquistamiento muy doloroso que puede acabar en un duelo patológico o un duelo encubierto.

Toda persona ha experimentado en algún momento de su existencia, la pérdida de un ser querido, de algo material con mucho valor sentimental, o de una situación de estabilidad. Estas pérdidas significativas desencadenan una serie de pensamientos, reacciones emocionales, físicas y conductuales, que dan lugar al proceso que llamamos duelo. El dolor por la pérdida nos puede hacer sentir confusos, inseguros e incluso, podemos llegar a cuestionarnos muchas cosas. En algunos casos el duelo comienza y termina de forma natural, pero en otros provoca reacciones emocionales muy intensas y dilatadas en el tiempo, que interfieren en el día a día de la persona. En estos casos, es oportuno buscar apoyo.

La reacción normal ante la pérdida de un objeto amoroso (un ser querido, la patria, la libertad) se llama duelo. Es un proceso vital muy estresante y difícil que necesita su ritmo y su tiempo para ser elaborado; cuando esto no es posible, genera gran sufrimiento y diversos trastornos psíquicos. A lo largo de la terapia se tratará de posibilitar esa elaboración fallida para transformar esta forma de vivenciar la pérdida en otra menos perjudicial para el sujeto.

El duelo es una de las experiencias más duras por las que puede pasar un ser humano a lo largo de su vida. Aunque muchas personas lo asocien a la muerte, este fenómeno también puede ocurrir cuando nos rompen el corazón o cuando perdemos un trabajo después de muchos años en el mismo puesto; se produce, en general, en las situaciones en las que ocurre algo que interpretamos como una pérdida. Sin duda, superar el duelo es complicado, por lo que la persona debe ir pasando una serie de etapas para volver a estar bien. Es una experiencia muy dolorosa y cada individuo tiene una forma personal de vivirlo. A través del acompañamiento a la persona, podemos ayudarla en el proceso que habrá de pasar.

¿Qué profesionales tratan Duelo?

Todos los contenidos publicados en Doctoralia, especialmente preguntas y respuestas, son de carácter informativo y en ningún caso deben considerarse un sustituto de un asesoramiento médico.